Control anual análisis visual

Maquinaria de calidad En Óptica Tarragón, los ópticos-optometristas cuidamos de tu visión mediante exámenes periódicos preventivos y si procede, buscando la mejor solución a las posibles alteraciones de la misma. Te asesoramos sobre el mejor tratamiento, compensación óptica (lentes de contacto, gafas, terapia visual, etc…) o posibles nuevos hábitos posturales e iluminación.

Muchos problemas visuales deben ser tratados durante la infancia, por eso es importante que los niños pasen las revisiones lo antes posible y siempre antes de empezar la escuela, ya que el 80 % de lo que el niño aprende llega a través de los ojos.

Nuestros ópticos-optometristas son los profesionales que analizarán tus condiciones visuales. Están a tu disposición para informarte de cómo funciona el sistema visual, de sus posibles alteraciones y de cómo éstas pueden influir en el rendimiento escolar, laboral y social.

Es de vital importancia realizar una primera revisión a un niño antes de los 3 años, otra a los 5 años, a partir de ese momento las revisiones optométricas deben ser anuales para todas las edades.
Por esta razón nuestras revisiones preventivas son gratuitas para todos nuestros clientes. En este examen completo, además de la agudeza visual, se valora que la visión, tanto del niño como del adulto, esté preparada para afrontar con éxito la escolarización o las exigencias del medio laboral propio de cada uno.

¿Qué és la optometría?

La palabra optometría (proviene del griego, y significa “ojo” y “medida” ), es la ciencia encargada del cuidado primario de la salud visual, a través de acciones de prevención, diagnóstico y corrección de posibles problemas refractivos o de conducta funcional.

La optometría también engloba la detección de manifestaciones sistémicas, trastornos y patologías relacionadas con el sistema visual para la posterior derivación al especialista (oftalmólogo). Además, analiza e investiga toda la estructura ocular, mediante técnicas de queratometría, biomicroscopía, medida de la presión intraocular, oftalmoscopia, etc.

Defectos refractivos

Miopía

MiopíaUn ojo miope es aquel que forma las imágenes procedentes del infinito por delante de la retina. Por lo tanto la imagen que llega a la retina es borrosa, transmitiéndose de esa manera al cerebro.

Síntomas

El principal síntoma es la incapacidad para distinguir o discernir objetos con claridad a distancia, como por ejemplo la pizarra de la escuela, o señales de tráfico, etc. Síntoma que se acentúa en condiciones nocturnas.

Actualmente no existe ningún procedimiento que sea totalmente efectivo en el control de la miopía, entre las técnica utilizadas están las lentes relajantes, las lentes de contacto permeables al gas, la terapia visual y consejos enfocados a la corrección de posibles posturas inadecuadas.

Hipermetropía

HipermetropíaUn ojo hipermétrope es aquel que, en reposo, forma las imágenes procedentes del infinito detrás de la retina. Por lo tanto la imagen que llega a la misma es borrosa, transmitiéndose de esa manera al cerebro.

Síntomas

No obstante, un hipermétrope puede llegar a ver bien de lejos y de cerca, ver bien de lejos y con molestias de cerca, ver con molestias de lejos y mal de cerca, o incluso no ver bien ni de lejos ni de cerca. Todo dependerá de la capacidad de acomodación que disponga (de su edad al fin y al cabo) y de la cantidad de hipermetropía.
Es un defecto visual que suele pasar desapercibido, sobretodo si su graduación no es muy alta. El único método para detectarla es mediante un completo examen visual.

Pero siempre que obtenga una buena visión será mediante un esfuerzo de enfoque o acomodación, Y este esfuerzo puede desembocar en fatiga visual, visión borrosa, cefaleas, etc..

Astigmatismo

AstigmatismoEn un ojo emétrope, miope o hipermétrope, la córnea es esférica (como un balón de baloncesto). En un ojo astigmático, la córnea será achatada, tórica (como un balón de rugby). Esta forma extraña hace que la luz se centre en dos puntos de la retina, en lugar de hacerlo en uno, y la dirección de ese aplastamiento determina el eje del astigmatismo. El responsable más habitual del defecto astigmático es la córnea.

Síntomas

En casos de leve astigmatismo no suele haber síntomas, tan solo cierta fatiga visual al realizar esfuerzos prolongados. En los casos de mayor grado de astigmatismo genera una deficiente agudeza visual a cualquier distancia, que puede verse empeorada asociada a hipermetropías o miopías.

Presbicia

La vista cansada o presbicia, es un proceso fisiológico que ocurre a partir de los 40 años aproximadamente, es un defecto que afecta a todas las personas sin excepción. Este proceso provoca una disminución de la capacidad de enfoque del ojo en visión próxima.
El ojo para enfocar de cerca pone en marcha el mecanismo de la “acomodación”, mediante el cual y por la acción de los músculos ciliares se varía el espesor del cristalino, aumentando por tanto la potencia del mismo. Esto hace que la imagen de un punto cercano se forme en la retina pudiendo verla con nitidez.
Con el paso del tiempo, los músculos ciliares, como el resto de los del cuerpo humano, van perdiendo tono y haciéndose menos potentes. Al mismo tiempo, el cristalino se va haciendo menos flexible y la posibilidad de enfocar de cerca va disminuyendo con la edad.

Síntomas

Los síntomas iniciales son muy claros, dificultad para enfocar en visión próxima y por tanto teniendo la necesidad de alejar los textos para enfocar correctamente, precisando cada vez más luz.
Cuando el esfuerzo aumenta en visión próxima, empiezan a bailar las letras, fatiga visual, cefaleas, etc.

Defectos de binocularización

Estrabismo

EstrabismoEs la pérdida del paralelismo entre ambos ojos, que puede ser manifiesto o no. En el estrabismo, un ojo, llamado dominante, fija el objeto deseado, mientras que el otro se dirige hacia un punto diferente. Este trastorno produce la supresión de una de las imágenes para evitar la visión doble y el ojo no dominante puede convertirse en un ojo vago (ambliope).
Las causas más frecuentes que provocan estrabismo son: un desfase entre los mecanismos de enfoque y centrado de los ojos, una parálisis total o parcial de alguno de los músculos extra-oculares.

Hasta los seis meses se puede considerar fisiológico, dado que el mecanismo de coordinación de los ojos aun no esta desarrollado. Como la maduración de la visión se realiza hasta los seis años interesa diagnosticarlo lo antes posible para obtener buenos resultados. El tratamiento depende del tipo de estrabismo y se basa en una correcta compensación óptica, ejercicios de entrenamiento y/o terapia visual o cirugía si el caso lo requiere.

Ambliopía

Consiste en una agudeza visual baja sin lesión aparente en el ojo, que no se puede corregir con medios ópticos. Denominada también ojo vago.
La ambliopía puede ser consecuencia de varios factores: por un estrabismo, por un enfoque de la imagen en una zona inadecuada de la retina, por la diferencia de graduación entre ambos ojos, etc.

Un ojo vago no puede dejar de serlo si la ambliopía se establece definitivamente. Por eso es importante su detección precoz.
La prevención del avance de la ambliopía puede consistir en una compensación óptica adecuada, un entrenamiento y/o terapia visual.